Suscribite - come sopa de calabaza

29.6.15

but when our fingers interlock, can't deny, you're worth it

Blanco como una nube tan blanca que duele mirar, de lo blanca inmaculada, de lo blanco brillante, de la blanco in-traspasable, de lo pura y compacta, de lo limpio que es ese blanco, así tan claro que marea, así tan blanco que asusta. Mi mente se parece a esa nube, cuando no pienso en otra cosa, cuando no puedo parar de pensarte tanto.
Ay, ¿qué hago ahora que ya no te veo? Sólo te pienso, te pienso, te sigo pensando. Te pienso hasta que mi nube llueve, porque se da cuenta, de que no hay otra manera de olvidarte, que dejándote ir. Te pienso hasta que esa lluvia de mi mente para y se seca, dejando un vacío allí donde antes había inundación, dejando muerte donde antes había vida. Y ahora que mi mente esta muerta del todo, ya no tiene fuerzas para pensarte. Entonces se convierte en una masa espesa de humo negro, humo de muerte, humo de  destrucción. Negro como la noche de ciudad, un apagón de pensamientos.

No hay comentarios: